Hygeia

Escultura de Hygeia. Imagen: Thinkstock.

“Juro por Apolo, el médico, y Esculapio,
y por Hygeia y Panacea,
y por todos los dioses y diosas,
poniéndolos de jueces,
que éste mi juramento será cumplido
hasta donde tenga poder y discernimiento”
.
(Juramento hipocrático)

“La esperanza de vida
se ha incrementado
de manera llamativa en aquella parte
de la humanidad que vive hoy
en los países ricos.
Una de las fuerzas más poderosas
de este cambio ha sido
la separación del agua
de los excrementos humanos”.

(Naciones Unidas)

La revista British Medical Journal, cuyo liderazgo en la información médica global es incuestionable, con el objetivo de buscar un marco apropiado para el lanzamiento de su nueva estructura, impresa y online, diseñada con el objetivo de ayudar a los médicos a tomar decisiones (sea en la práctica clínica, en la salud pública, en la política sanitaria o en la investigación) para una mejor asistencia de los pacientes, decidió convocar a sus lectores para nominar aquellos avances que han considerado claves en el progreso médico a partir del año 1840, fecha en la que nació la prestigiosa revista.

Las numerosas nominaciones iniciales, abiertas a médicos y a no médicos, fueron reducidas por expertos a 15 propuestas definitivas. Por último, éstas 15 nominaciones fueron votadas. El resultado final, anunciado el 18 de Enero, ha sido llamativo, aunque no sorprendente: el saneamiento de las poblaciones ha sido el avance que recibió el mayor número de votos.

El saneamiento (en inglés “sanitation”) es el eufemismo que designa las medidas sanitarias y sociales destinadas a proporcionar a una población espacios íntimos dotados de artefactos apropiados para llevar a cabo sus “necesidades” y eliminarlas de inmediato con procedimientos denominados precisamente “higiénicos”, evocación etimológica de Hygeia, la diosa de la salud, y a proporcionarle agua potable. En definitiva, como subraya el propio British Medical Journal (BMJ), la mayoría ha votado a favor del agua limpiaalcantarillas (“clean water and sewage disposal”).

Tras el saneamiento (votado por un 15,8% de los 11.341 participantes), los restantes 14 avances claves para el progreso de la medicina, votados en la encuesta del BMJ , han sido los siguientes:

Entre los avances terapéuticos destacan:
- los antibióticos ( 14,5%)
- la anestesia (13,9%)
- la rehidratación por vía oral (2,7%)
- la clorpromazina (0,6%), el primer fármaco antipsicótico.

Entre las medidas preventivas han sido votadas:
- la píldora anticonceptiva ( 7,4%)
- las vacunas (1 1,8%)
- como avance ganador, el ya citado saneamiento (15,8%).

Entre las teorías , la teoría infecciosa , la que propuso que eran gérmenes microorganismos la causa de muchas enfermedades (7,4%).

Como aportes claves de la tecnología a la medicina, la informática con sus ordenadores (3,6%).

En ciencias básicas de la medicina , el descubrimiento de la estructura del ADN (8,8%).

En el campo de la epidemiología , la demostración de los riesgos de fumar (1,6%).

Como aproximación de la práctica médica a la metodología científica , la medicina basada en evidencias (5,6%).

Como aplicación de las ciencias biológicas a la medicina , el desarrollo de la inmunología (1,6%).

Como técnica de laboratorio , el cultivo de tejidos (0,4%).

El resultado final la encuesta ha sido que, en pleno siglo XXI, Hygeia (Higía, Higea), la mítica hija de Asclepio(Esculapio), el dios de la medicina, adorada, junto a su padre, en el templo de Epidauro, como diosa de la salud y de la prevención de la enfermedad (la diosa que domina a la enroscada serpiente y que sostiene la ancha copa en la que aquella se supone que bebe) ha ganado claramente la votación a su hermana Panacea, ladiosa de la curación. El mantenimiento de la salud, considerada como la conjunción del bienestar físico, mental y social, o sea la Medicina Preventiva y su implementación como Salud Pública, gana el pulso altratamiento de la enfermedad, es decir, a la Medicina Curativa. A pesar de todo, un equilibrio dinámico entre ambas perspectivas y una secuencia lógica de la primera a la segunda, siempre que sea posible, parece la opción más razonable.

Pero a la ganadora Hygeia le queda mucho trabajo por hacer: más de 2.500 millones de personas no disponen de un lugar apropiado y decente para hacer sus deposiciones, en tanto que más de 1.000 millones beben o cocinan con agua contaminada por heces humanas o animales. Cada año, casi 1,8 millones de niños mueren a causa de diarreas (4,900 cada día) y de otras enfermedades relacionadas con el agua contaminada por el desastroso tratamiento de los excrementos humanos (“Más allá de la pobrezaPoder, pobreza y la crisis global del agua” en Human Development Report 2006. Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo).