Mejorando la propia salud se contribuye, también a mejorar la de la comunidad. Imagen: Thinkstock.