La cultura de la enfermedad está sometida a la presión del mercado, y se habla en términos de 'mercado de la salud' o 'turismo médico'. Imagen: Thinkstock.